Líderes evangélicos se posicionan contra violencia sucedida en Washington

Durante todo el mandato de Trump no han sido pocos quienes han caído en la tendencia de asociar su fe al referente humano de Donald Trump, un error que podría estar ahora cosechando pésimos frutos para el testimonio general. Está en el corazón de nuestro equipo de redacción pedirte oración por tus hermanos y hermanas norteamericanos, y guianza del Espíritu para ellos

Comparte esta publicación:
Noticias
Noticias

Líderes cristianos estadounidenses expresaron su denuncia a la violenta que abrumó a la policía en el Capitolio de Estados Unidos el miércoles, asaltando el edificio y tomando las cámaras legislativas del Congreso.

Los líderes instaron a que se pusiera fin a los disturbios y desmarcaron la fe cristiana de cualquier asociación con los hechos agresivos que dejaron al menos seis muertos.

El portavoz de política pública de los bautistas del sur, el Dr. Russell Moore, fue uno de los primeros en calificar el ataque al Capitolio de inmoral, injusto y peligroso, detalla CBN. Este instó al presidente a detener a los alborotadores, tuiteando: "Presidente Trump, usted tiene la responsabilidad moral de hacer un llamado a estas turbas para detener esta anarquía peligrosa y anticonstitucional".

El líder de la adoración Sean Feucht, quien ha estado realizando giras de evangelismo y música para Dios durante estos meses, también condenó las acciones violentas y tuiteó: "Quienquiera que esté asaltando el edificio del Capitolio, ¡detente! La violencia nunca es la respuesta".

Algunos de los asesores de fe del presidente, como el reverendo Sam Rodríguez y el pastor Robert Jeffress también hicieron un llamado. Jeffress señaló que "desobedecer y agredir a la policía es un pecado, ya sea que lo cometa Antifa o republicanos enojados".

La multitud no solo agitó banderas de Trump, sino que también izó una enorme bandera de Jesús sobre el edificio del Capitolio. El video mostró al menos a un manifestante con una bandera cristiana, por lo cual resultó muy importante expresar la lejanía de esas posturas radicales y violentas con las de Cristo, modelo de fe de los creyentes evangélicos.

La popular profesora de Biblia, Beth Moore, dijo que sus convicciones religiosas están equivocadas. "No conozco al Jesús que algunos han desfilado y saludado en medio de esta traición hoy", dijo. "Pueden estar actuando en nombre de algún otro Jesús, pero ese no es el Jesús de los Evangelios".

Los expertos en seguridad nacional no se sorprendieron de que algunos de los alborotadores intentaran invocar el cristianismo para respaldar sus acciones. Elizabeth Neumann, ex subsecretaria de Seguridad Nacional para la lucha contra el terrorismo bajo Trump, dijo a CBN News que ciertos extremistas han utilizado afirmaciones seudocristianas durante años.

"Tenemos mucha evidencia de personas que se llaman a sí mismas cristianas participando en grupos como los Proud Boys y las Milicias", dijo. "Estos grupos tuvieron una fuerte presencia en la fallida insurrección de ayer y en las actividades terroristas internas".

El Dr. Ed Stetzer de Wheaton College dijo que temía "daños duraderos" para el testimonio de los evangélicos, ya que muchos han estado tan estrechamente alineados con el presidente.

El Dr. Al Mohler, presidente de Southern Seminary y partidario de Trump, culpó al presidente. "El presidente Trump es responsable ahora de desatar el caos", tuiteó.

Los demócratas y algunos republicanos también pidieron cuentas al presidente. La representante Liz Cheney dijo: "No hay duda de que el presidente formó la mafia, incitó a la mafia".

El presidente envió una serie de señales contradictorias el miércoles. Hablando en un mitin a sus partidarios antes de que marcharan hacia el Capitolio, les dijo que protestaran pacíficamente, pero también dijo: "Nunca recuperarás nuestro país con debilidad. Tienes que demostrar fuerza".

Más tarde, el presidente electo Joe Biden instó al presidente a exigir el fin del asedio. Trump publicó un video en Twitter en el que le decía a la mafia que se fuera pero también elogiaba a los manifestantes. "Tenemos que tener paz, así que vete a casa. Te amamos, eres muy especial", dijo.

Durante todo el mandato de Trump no han sido pocos quienes han caído en la tendencia de asociar su fe al referente humano de Donald Trump, un error que podría estar ahora cosechando pésimos frutos para el testimonio general. Está en el corazón de nuestro equipo de redacción pedirte oración por tus hermanos y hermanas norteamericanos, y guianza del Espíritu para ellos. (Con información de CBN)

2 0

    0 Comentarios

Deja un comentario

Debes autentificarte para dejar un comentario. Accede aquí

Publicaciones relacionadas: