El  video de una pequeña oveja vestida de azul y con grandes ojos nos recibe desde las redes sociales. El estilo impecable de la animación y su rostro sincero y lleno de bondad nos presentan una iniciativa que entusiasma cuando se une el elemento decisivo: el tema central es la Biblia, la filosofía, y las cosas de la vida que la Palabra de Dios puede abarcar. Puede que resulte, de hecho, un proyecto pionero en esta área.

“La Biblia dice que si los humanos callan hasta las piedras hablarán, así que qué más da que una oveja hable. Digamos que esta es la tarea que Dios me ha dado”, nos dice la graciosa protagonista.

Detrás de la idea, está la autoría del cubano Héctor Gautier, dueño de un título del Instituto Superior de Diseño en La Habana y cristiano confeso desde lo que muestran sus redes sociales, donde se describe como Diseñador gráfico e ilustrador autónomo.

Sin embargo, tras la dulzura de su oveja encontrada hallamos no tanto autonomía absurda como la buena libertad a la que Cristo nos ha llamado, esa que germina en hermosos proyectos de amor, como seguro será este, de una oveja que como todos nosotros, fue perdida, pero halló Dios.

Muchos éxitos para esta mensajera animada, que cada uno de sus esfuerzos fructifique en las almas.